23/10/07

Redundante


Hay un pensamiento elemental que me viene a la cabeza cada vez que veo un piquete, un acto de prepotencia, inclusive un reclamo legítimo. Cosas tan disímiles como cuando miro a un colectivero intentando embestir a una anciana que apenas camina, a un tipo colándose en una cola o a un trabajador cuya obra social no funciona porque su sindicato se queda con sus aportes. Me parece que el motivos de fondo es el desprecio de los derechos individuales. Creo que si se tiene real entendimiento del concepto de lo que significan -los derechos individuales- todos los otros derechos que se declaman son redundantes y consecuencias de este: el derecho a la vida, a la libertad, a la libertad de expresión, el derecho de reunión, la igualdad ante la ley. También los derechos humanos, el derecho a la salud, el derecho a la educación, el derecho a caminar por la calle sin que te asalten, el derecho de las minorías, etc… Nadie tiene derecho al uso de la fuerza física contra otro, sea cual sea el motivo y el fin. Teniendo muy clara y difundida la trascendencia de esta idea todo va a ser mejor. La principal función del estado debería ser asegurar el cumplimiento riguroso de estos derechos. Me parece.

7 comentarios:

pau dijo...

Totalmente de acuerdo: el problema central es que no se respeta al prójimo.
Fue gracioso cuando hace un tiempo surgió con cierta insistencia la idea de que "los argentinos somos solidarios": mentira grosa si las hay, que no somos solidarios ni con el común, ni con el vecino ni con el peatón ni un carajo, tal como lo demuestra la institución de la ilegalidad, el desprecio por el derecho y la oblligación, que son, justamente, las más puras representaciones de los acuerdos entre pares.

Tan seguro estoy que me animo a sentenciar: el único camino de progreso, en este país, comenzaría por aprender a respetar, re instituir el respeto.
Parece una misión imposible cuando aquí, en el país de "una cosa por otra", paradójicamente, los que se autodenominan progresistas fomentan el resentimiento, el odio y el irrespeto.

Doña dijo...

Derechos individuales o derechos humanos, es lo mismo. Para el bienintencionado, ambas frases quieren decir lo mismo.
Para K no son sinónimos porque es un sorete y usa el concepto de derechos humanos para cagarse en todos los de su especie y más allá.
Para vos no son sinónimos porque te da urticaria el tufillo progre.
Más allá de eso, claro que si, tenés razón. Hay un claro desprecio de los derechos individuales o humanos o del prójimo. Y sí, el estado debería garantizarlos.

Todos Gronchos dijo...

Los derechos individuales, me gusta llamarlos derechos civiles, son una extravagancia en estos tiempos.

Con un Pueblo embrutecido, adormilado y condescendiente el único derecho que se reclama es que te dejen votar por el celular en Gran Hermano.

Es así.

R M dijo...

Todo muy lindo, pero no se llevan a cabo en la realidad.

Creo que debería comenzar por uno mismo, hace unos años sali de testigo de un choque automovilistico, llegue a casa con la noticia y mi mama me dijo que estaba bien que no debia borrarme, y cuando se lo conte a mis amiga/o me retaron mucho, poruqe yo no tenia nada que ver, que despeus iba a quedar pegada, que me iban a llamar y todo ese estilo de cosas. La cuestion nunca me paso nada y declare a favor de la victima, como correspondia.

Pero claro todo esto lo mame en mi casa, y no todos tenemos la misma crianza.

Un abrazo :)

CLAUDE CONTIN dijo...

Umberto Eco establece derechos del cuerpo: la alimentación, el vestido, el techo, etc., todo aquello que tiene que ver con la dignidad física. Siempre me pareció una perspectiva muy interesante porque vuelve concreta y desideologizada una cuestión importante.
Excelente tema.

Victor dijo...

Si, es algo que tendríamos que aprender de los ingleses (como el futbol y el rugby).

Bugman dijo...

Me gustó mucho su reflexión, estimado Victor. Se cacarea mucho sobre "derechos" se abusa de la palabra.